Seguidores del blog.

20100427

Hoy toca Carmen de Mairena.


Mi pequeño hombre renacentista se nos ha apuntado con la novia a clase de baile por las tardes, van al gimnasio donde ella estudio danza y él llego a cinturón negro de karate. Pero ahora prefieren bailar juntos, y como complemento a su carrera universitaria piensan que les vendría bien.

En fin que hay una veintena de gente de todas las edades, preferentemente de 30 a 50 años, y ellos solo tienen 20 primaveras. Así que como las tres cuartas partes son feminas, pues unas tienen que bailar con otras de pareja, y los chicos se los tienen que repartir.

Sus parejas de baile son señoras de unos cuarenta que van alli mas a perder peso y al cachondeo de pasar un buen rato de risas. La mayor de todas va ya por los 50 de edad y los 90 de peso, con sus labios siliconados y su peluca de rizos, da un cierto aire a la Carmen de Mairena y la pobre tiene predilección por bailar con mi chico. Claro el niño es muy educadito y baila con ella, pero me lo tiene matao a pisotones y encima dice que no la abarca, y cuando tiene que llevarla de una parte a otra porque se queda atras en el baile le hace sudar la gorda.

En fin que cuando termine el mes ya le han propuesto a él y a su novia trasladarse a una academia de baile mas profesional, donde aprenderan mejor sus salsas, bachatas y bailes de salon. Que de eso se trata, que cuando terminen su doctorado sus pies sean tan agiles como los de una gacela, no solo por los viajes que tienen que hacer sino también por si tienen que salir corriendo delante de algún paciente insatisfecho. En esta universidad cada día tiene uno que estudiar más cosas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario